IMPOSTORA

¿Quién yo?

¡SÍ YO!

Tengo engañado a todo el mundo,
sí sí A TODO EL MUNDO.

Padres, amigos, familiares, desconocidos…

Resulta que se me da muy bien hablar.

¿Sabes eso que de pequeña te flipaba y se te daba genial?

Pues lo mío era estar de palike.

Y con los años lo he ido perfeccionando.

Tengo ese don,
la comunicación.

Hablar de cosas y que la gente escuche,
hacerlo ameno para que sea digerible
hasta hablar de un estuche.

Ahí no estoy impostando,
eso es real.

Es más, me relajo y soy yo,
100% Isa, vulnerable y tal cual.

Pero entonces…

Si tengo a todo el mundo engañado
y además me gusta la comunicación,
donde me he equivocado es en

¡la profesión!

Debería haber tomado otro camino
y ser actriz haber elegido.

Mucho teatro
es lo que tengo,
eso es lo mío.

Porque me solicitan para entrevistas, debido a la vidAlternativa que llevo,
mis clientas están contentas y felices con mi trabajo, y más aún porque sus negocios lopet,
me reclaman para colaboraciones
y quieren que sea yo, Isa, no otra persona, esa no…

Pero mi querida EgoIsa (esa voz simpática en mi cabeza)
lo tiene claro y así me lo dice.

NO TE MERECES NADA DE ESO IMPOSTORA

ha sido suerte, estar en el momento adecuado,
o simplemente tu don de gente que les ha conquistado
pero no es por tu talento,
que te quede claro.

Últimamente me he estado informando de esto,
las mujeres tenemos más papeletas
para creernos menos.

Por cultura y ya casi por ADN,
tenemos una falta de confianza
en nuestras capacidades
que es casi innata

y una falta de merecimiento que lo flipas.

Aunque yo lo que veo que tengo
es un miedo aterrador al trabajo mal hecho.

¿Herida de infancia?

no lo sé, quizá, puede ser…

Así que haré
lo que haga falta para que no me dejen y que lo que haga funcione.

OJO

Lo que veo yo que sí tengo
es herida de que yo misma me estoy rechazando
y desprestigiando.

Porque… es mentira,
no soy actriz.

Y dudo que a todo el mundo engañe.

Quizá te pasa lo mismo baby.

Así que deja de darle tanto valor
a esa maldita voz.

Como me han dicho hoy en una entrevista para una colaboración
no es lo que sabes, ni lo que tienes realmente,

es tu actitud
y lo que veo que llegarás a ser y hacer. 

Si ellos lo creen…

Ya lo sé.
Debería haberme metido a actriz…

Para descubrir si miento o no,

vente a mi Newsletter y descúbrelo.

Abrazos,
Isa Bofill

pd: en la newsletter te escribo varios días a la semana,
pero los lunes siempre encontrarás contenido de ese güeno de verdad.